STRATTERA

1184 | Laboratorio ELI LILLY

Descripción

Principio Activo: Atomoxetina,
Acción Terapéutica: Nootrópicos

Composición

Cada cápsula de STRATTERA® 10mg contiene: atomoxetina (como clorhidrato) 10mg. Excipientes (dimeticona, almidón pregelatinizado) cs. Cada cápsula de STRATTERA® 18mg contiene: atomoxetina (como clorhidrato) 18mg. Excipientes (dimeticona, almidón pregelatinizado) cs. Cada cápsula de STRATTERA® 25mg contiene: atomoxetina (como clorhidrato) 25mg. Excipientes (dimeticona, almidón pregelatinizado) cs. Cada cápsula de STRATTERA® 40mg contiene: atomoxetina (como clorhidrato) 40mg. Excipientes (dimeticona, almidón pregelatinizado) cs. Cada cápsula de STRATTERA® 60mg contiene: atomoxetina (como clorhidrato) 60mg. Excipientes (dimeticona, almidón pregelatinizado) cs.

Presentación

STRATTERA® 10mg, STRATTERA® 18mg, STRATTERA® 25mg, STRATTERA® 40mg y STRATTERA® 60mg se presentan en envases x 7, x 14, x 21 y x 28 cápsulas.

Indicaciones

STRATTERA® está indicado para el tratamiento del trastorno por déficit de atención/hiperactividad (sus siglas en Inglés ADHD) en niños de 6 años o mayores, adolescentes y adultos. El diagnóstico de ADHD (DSM-IV) implica la presencia de síntomas de hiperactividad-impulsividad o de déficit de atención que causan deterioro y que estaban presentes antes de los 7 años. Los síntomas deben ser persistentes, deben ser más severos que los típicamente observados en individuos en un nivel de desarrollo similar, deben causar deterioro clínicamente significativo, por ejemplo, a nivel social, académico u ocupacional, y debe estar presentes en 2 o más contextos, es decir, en la escuela (o en el trabajo) y en el hogar. Es preferible que los síntomas no se asocien o se expliquen por la presencia de otro trastorno mental. Para el tipo déficit de atención, por lo menos 6 de los siguientes síntomas deben haber persistido durante 6 meses como mínimo: falta de atención a los detalles/errores por descuido, falta de atención sostenida, falta de atención cuando se le habla, falta de continuidad con el cumplimiento de tareas, desorganización, evita realizar tareas que demanden esfuerzo mental sostenido, pierde las cosas, se distrae con facilidad, olvidadizo. Para el tipo hiperactivo-impulsivo, por lo menos 6 de los siguientes síntomas deben haber persistido durante 6 meses como mínimo: movimiento constante de las manos y los dedos y/o del cuerpo en general, se levanta del lugar donde debería estar sentado, correr o trepar en momentos inoportunos, dificultad para realizar actividades que requieran silencio y quietud, la persona está en estado de actividad permanente, habla demasiado, responde impulsivamente, no esperar su turno antes de hablar y es entrometida. Para recibir un diagnóstico de tipo combinado, deben tener síntomas tanto de déficit de atención e hiperactivo-impulsivo. Consideraciones diagnósticas especiales:se desconoce la etiología específica del ADHD, y no existe una sola prueba diagnóstica. El diagnóstico adecuado requiere el uso no sólo de recursos médicos sino también recursos psicológicos educativos y sociales especiales. El aprendizaje puede o no deteriorarse. El diagnóstico debe basarse en los antecedentes y la evaluación completos del paciente y no solamente en la presencia de la cantidad de características del DSM-IV requerida. Necesidad de un programa de tratamiento completo:STRATTERA® está indicada como parte integral de un programa de tratamiento total para el ADHD que puede incluir otras medidas (psicológicas, educacionales, sociales) para pacientes con este síndrome. El tratamiento farmacológico puede no estar indicado para todos los pacientes con este síndrome. El tratamiento farmacológico no es para usar en el paciente que presenta síntomas secundarios a factores ambientales y/u otros trastornos psiquiátricos primarios, incluida la psicosis. Es esencial que los niños y adolescentes con este diagnóstico tengan una escolaridad apropiada y con frecuencia es beneficioso el apoyo psicosocial. Cuando las medidas de apoyo solas no bastan, la decisión de prescribir un tratamiento farmacológico dependerá de la evaluación del médico sobre la cronicidad y la severidad de los síntomas del paciente. Uso a largo plazo:la eficacia del uso a largo plazo de STRATTERA® es decir, durante más de 9 semanas en pacientes infantiles y adolescentes y 10 semanas en pacientes adultos, no ha sido evaluada sistemáticamente en estudios controlados. Por consiguiente, el médico que elige usar STRATTERA® por períodos prolongados deberá reevaluar periódicamente la utilidad a largo plazo de la medicación para cada paciente.

Indicado para el tratamiento de:

Publicidad

iVademecum © 2016 - 2019.

Políticas de Privacidad
Disponible en Google Play