RECORMON

3313 | Laboratorio ROCHE

Descripción

Principio Activo: Eritropoyetina,
Acción Terapéutica: Antianémicos

Composición

Principio activo: epoetina beta (eritropoyetina humana recombinante, producida mediante tecnología de ADN recombinante en la línea celular CHO). Recormon se presenta en forma de liofilizado y disolvente para solución inyectable, en forma de liofilizado y disolvente para solución inyectable en cartuchos y en forma de solución inyectable en jeringas precargadas. El producto reconstituido es una solución incolora, límpida o ligeramente opalescente. Solución inyectable en jeringas precargadas: 1.000UI = 8,3 microgramos de epoetina beta con 0,3ml de solución inyectable; 2.000UI = 16,6 microgramos de epoetina beta con 0,3ml de solución inyectable; 30.000UI = 250 microgramos de epoetina beta con 0,6ml de solución inyectable. Excipientes: todas las presentaciones contienen fenilalanina (hasta 5,0mg por vial multidosis, 0,5mg por cartucho y 0,3mg por jeringa precargada) (ver Advertencias).

Presentación

Jeringas precargadas: Recormon con 1.000UI, 2.000UI: Jeringas con solución inyectable x 6. Recormon con 30.000UI: Jeringas con solución inyectable x 1 y 4.

Indicaciones

Tratamiento de la anemia sintomática asociada a la insuficiencia renal crónica (IRC) en pacientes dializados. Tratamiento de la anemia renal sintomática en pacientes todavía no dializados. Tratamiento de la anemia sintomática en pacientes adultos con mieloma múltiple, linfoma no Hodgkin de bajo grado o leucemia linfocítica crónica, que tienen deficiencia relativa de eritropoyetina y están recibiendo terapia antitumoral. La deficiencia viene definida como un nivel bajo de eritropoyetina en suero, inadecuado en relación al grado de anemia. Aumento de la producción de sangre autóloga en pacientes participantes en un programa de predonación. Su uso en esta indicación debe sopesarse con el aumento descrito del riesgo de episodios tromboembólicos. En los pacientes con anemia moderada (Hb 10-13g/dl [6,21-8,07mmol/l], sin ferropenia) sólo se aplicará este tratamiento si no se dispone de sistemas para la conservación de sangre o éstos son insuficientes ante una intervención de cirugía mayor programada que requiera un gran volumen de sangre (4 unidades o más de sangre en las mujeres o 5 unidades o más en los varones).

Dosificación

El tratamiento con Recormon debe ser instaurado por médicos con experiencia en las indicaciones antes citadas. Dado que ha habido casos aislados de reacciones anafilactoides, se recomienda administrar la primera dosis bajo supervisión médica. Solución inyectable en jeringas precargadas: las jeringas precargadas de Recormon están listas para el uso. Bajo ninguna circunstancia debe administrarse más de una dosis por jeringa; el producto es únicamente para un solo uso. Tratamiento de pacientes anémicos con insuficiencia renal crónica:la solución reconstituida puede administrarse por vía subcutánea o intravenosa. Si la vía elegida es la intravenosa, se inyectará la solución a lo largo de 2 minutos, aproximadamente; por ejemplo a los pacientes hemodializados a través de la fístula arteriovenosa al final de la diálisis. En los pacientes no hemodializados debe preferirse siempre la administración subcutánea, con objeto de evitar la punción de venas periféricas. En los pacientes con IRC, el objetivo del tratamiento es alcanzar un valor de Hb de 10-12g/dl. No debe superarse una cifra de Hb de 12g/dl. Si el aumento de la hemoglobina es superior a 2g/dl (1,3mmol/l) en 4 semanas, deberá contemplarse una reducción apropiada de la dosis. En presencia de hipertensión o de enfermedades cardiovasculares, cerebrovasculares o vasculares periféricas ya existentes, el aumento semanal de Hb y el valor diana de Hb deberán determinarse de forma individualizada, teniendo en cuenta el cuadro clínico. Debe mantenerse una vigilancia estrecha de los pacientes para garantizar la utilización de la dosis más baja posible de Recormon que proporcione un control adecuado de los síntomas de anemia. El tratamiento con Recormon consta de dos fases: fase de corrección: administración subcutánea (todas las formas farmacéuticas):la dosis inicial es de 3 x 20UI/kg de peso por semana. Puede aumentarse la dosis cada 4 semanas en 3 x 20UI/kg por semana si el incremento de la Hb no es suficiente ( < 0,25g/dl por semana). La dosis semanal puede fraccionarse en dosis diarias. Administración intravenosa (polvo y disolvente para solución inyectable y jeringas precargadas únicamente):la dosis inicial es de 3 x 40UI/kg por semana. Al cabo de 4 semanas, puede aumentarse la dosis a 80UI/kg (tres veces por semana). Si es preciso aumentarla de nuevo, deberá hacerse a razón de 20UI/kg tres veces por semana, a intervalos mensuales. La dosis máxima no debe exceder de 720UI/kg/semana por ninguna de ambas vías de administración. Fase de mantenimiento: para mantener el valor diana de Hb de aproximadamente 10-12g/dl, primero debe reducirse la dosis a la mitad de la previamente administrada. A continuación, se ajustará la dosis a intervalos de dos a cuatro semanas, de manera individualizada en cada paciente (dosis de mantenimiento). Si la administración es subcutánea, la dosis semanal puede administrarse en una inyección o fraccionarse en tres o siete dosis a la semana. Los pacientes que permanezcan estables con el régimen de una sola dosis semanal pueden pasar a una sola administración cada dos semanas. En este caso, puede ser necesario un aumento de la dosis. Por lo general, el tratamiento con Recormon es de larga duración. Ahora bien, se lo puede interrumpir en cualquier momento en caso de necesidad. Los datos sobre la pauta de una vez a la semana se han obtenido de estudios clínicos con una duración del tratamiento de 24 semanas. Tratamiento de la anemia en pacientes con mieloma múltiple, linfoma no Hodgkin de bajo grado o leucemia linfocítica crónica que reciben quimioterapia:la solución reconstituida se administra por vía subcutánea; la dosis semanal puede administrarse en una única inyección o fraccionarse en 3-7 dosis semanales. Los pacientes con mieloma múltiple, linfoma no Hodgkin de bajo grado o leucemia linfocítica crónica podrían tener una deficiencia relativa de eritropoyetina. La deficiencia viene definida como un nivel bajo de eritropoyetina en suero, inadecuado en relación al grado de anemia. La dosis inicial recomendada es de 30.000UI por semana (equivalentes a aproximadamente 450UI/kg de peso por semana en un paciente de peso medio). El tratamiento con Recormon está indicado cuando el valor de hemoglobina es ?11g/dl (6,83mmol/l). El valor de hemoglobina no debe exceder de 13g/dl (8,07mmol/l) (ver Estudios clínicos/eficacia). Si al cabo de 4 semanas se ha elevado el valor de hemoglobina por lo menos en 1g/dl (0,62mmol/l), debe mantenerse la dosis utilizada. Si el valor de hemoglobina no se ha elevado por lo menos en 1g/dl (0,62mmol/l), debe considerarse una dosis semanal el doble de alta. Si al cabo de 8 semanas no se ha elevado el valor de hemoglobina por lo menos en 1g/dl (0,62mmol/l), no es probable que haya respuesta y debe suspenderse el tratamiento. El tratamiento debe proseguirse hasta 4 semanas después de finalizada la quimioterapia. La dosis máxima no debe exceder de 60.000UI por semana. Una vez alcanzado el objetivo terapéutico en un paciente determinado, debe reducirse la dosis en un 25-50% para mantener la concentración de hemoglobina en ese nivel. Si es necesario, puede reducirse la dosis aún más con el fin de que la concentración de hemoglobina no supere los 13g/dl. Si el aumento de la concentración de hemoglobina en 4 semanas es superior a 2g/dl (1,3mmol/l), debe reducirse la dosis en un 25-50%. Tratamiento para aumentar la cantidad de sangre autóloga:la solución reconstituida se administra por vía intravenosa, a lo largo de unos 2 minutos, o por vía subcutánea. Recormon se administra dos veces por semana, durante 4 semanas. Cuando el hematócrito del paciente permita la donación de sangre, es decir, cuando sea ?33%, se administrará Recormon al final de la donación. En ningún momento del tratamiento debe sobrepasarse un hematócrito del 48%. La dosis ha de determinarla el equipo quirúrgico en cada paciente, individualmente, a partir del volumen requerido de sangre predonada y de la reserva endógena de eritrocitos: 1. El volumen necesario de sangre predonada dependerá de la pérdida prevista de sangre, del uso de medios para conservarla y del estado físico del paciente. Este volumen debería ser el que se prevea que será suficiente para evitar transfusiones de sangre homóloga. 2. La cantidad requerida de sangre predonada se expresa en unidades, equivaliendo una unidad del nomograma a 180ml de eritrocitos. 3. La capacidad de donar sangre depende fundamentalmente del volumen sanguíneo del paciente y del hematócrito basal. Una y otra variables determinan la reserva eritrocitaria endógena, la cual puede calcularse mediante la fórmula siguiente: reserva eritrocitaria endógena= volumen sanguíneo (ml) x (hematócrito - 33) ÷ 100. Mujeres:volumen sanguíneo (ml) = 41 (ml/kg) x peso corporal (kg) + 1.200 (ml). Hombres:volumen sanguíneo (ml) = 44 (ml/kg) x peso corporal (kg) + 1.600 (ml) (peso corporal ?45kg). La indicación para un tratamiento con Recormon y, en su caso, la dosis única deben determinarse en función del volumen requerido de sangre predonada y la reserva endógena de eritrocitos, según los gráficos siguientes:


La dosis así determinada se administra dos veces por semana, durante 4 semanas. La dosis máxima no debe exceder de 1.600UI/kg/semana por vía intravenosa o de 1.200UI/kg/semana por vía subcutánea. Pautas posológicas especiales: ancianos:no se han realizado estudios específicos en ancianos. Ahora bien, en los ensayos clínicos realizados con Recormon se incluyó un porcentaje importante de pacientes ancianos, sin que fueran necesarios ajustes especiales de la dosis en este grupo de edad.

Contraindicaciones

Recormon está contraindicado en pacientes con:hipersensibilidad al principio activo o a cualquiera de los excipientes. hipertensión mal controlada. En la indicación "aumentar el rendimiento de la sangre autóloga", Recormon no debe utilizarse en pacientes que hayan sufrido un infarto de miocardio o un accidente cerebrovascular en el mes anterior al tratamiento, que presenten angina de pecho inestable o que corran el riesgo de trombosis venosa profunda, por ejemplo los que tengan antecedentes de enfermedad tromboembólica venosa. Multidosis/cartuchos solamente: el disolvente contiene alcohol bencílico como conservante y, por tanto, no debe administrarse a lactantes o niños menores de 3 años.

Reacciones Adversas

Ensayos clínicos: de acuerdo con los resultados de los ensayos clínicos en 1.725 pacientes, cabe prever reacciones adversas en aproximadamente un 8% de los pacientes tratados con Recormon. Pacientes con anemia por insuficiencia renal crónica:las reacciones adversas más frecuentes (frecuencia del 1-10%), en especial durante la fase inicial del tratamiento con Recormon, son los episodios hipertensivos consistentes en hipertensión o crisis hipertensivas con o sin síntomas de tipo encefalopático (por ejemplo: cefalea y estado confusional, trastornos sensitivomotores -como alteraciones del habla o deterioro de la marcha- e incluso crisis tonicoclónicas). Estas elevaciones de la tensión arterial pueden producirse en pacientes normotensos o pueden consistir en un agravamiento de una hipertensión ya existente (ver Advertencias). Pueden producirse trombosis de la fístula arteriovenosa, sobre todo en pacientes con tendencia a la hipotensión y en los que hayan presentado complicaciones de la fístula (por ejemplo: estenosis, aneurismas) (ver Advertencias). En la mayoría de los casos, se observa una reducción de los valores séricos de ferritina al mismo tiempo que un aumento de la Hb. También se han descrito casos aislados de aumentos transitorios de potasio y fosfatos en suero. La tabla siguiente recoge la incidencia de las reacciones adversas observada en los ensayos clínicos. Se indica la diferencia existente en la frecuencia de acontecimientos adversos entre los pacientes tratados con Recormon y los del grupo de control.


Pacientes con cáncer tratados con quimioterapia que presentan anemia sintomática: los episodios hipertensivos son reacciones adversas frecuentes (1-10%), en especial durante la fase inicial del tratamiento. En algunos pacientes se observa una reducción de los valores de hierro sérico. Los estudios clínicos han mostrado una mayor frecuencia de episodios tromboembólicos en los pacientes con cáncer tratados con Recormon que en los sujetos de control no tratados o tratados con placebo. En los pacientes tratados con Recormon, esta incidencia era del 7%, frente al 4% en los sujetos de control ("frecuente" en ambos casos); ahora bien, no se ha asociado a un aumento de la mortalidad tromboembólica en comparación con los sujetos de control. En la tabla siguiente se presenta la incidencia de las reacciones adversas observada en los ensayos clínicos. Se indica la diferencia existente en la frecuencia de acontecimientos adversos entre los pacientes tratados con Recormon y los del grupo de control.


Pacientes que siguen un programa de predonación de sangre autóloga:en pacientes que seguían un programa de predonación de sangre autóloga se ha descrito una frecuencia ligeramente superior de episodios tromboembólicos, pero no se pudo establecer una relación causal con el tratamiento con Recormon. Puede producirse una ferropenia transitoria (ver Advertencias). En la tabla siguiente se presenta la incidencia de las reacciones adversas observada en los ensayos clínicos. Se indica la diferencia existente en la frecuencia de acontecimientos adversos entre los pacientes tratados con Recormon y los del grupo de control.


Recién nacidos prematuros:la reducción de los valores séricos de ferritina es muy frecuente ( >10%) (ver Advertencias). Todas las indicaciones: en escasas ocasiones (?1/10.000 a ?1/1.000) pueden producirse reacciones cutáneas como erupciones, prurito, urticaria o reacciones en el lugar de inyección. En muy escasas ocasiones (?1/10.000) se han descrito reacciones anafilactoides. Sin embargo, en estudios clínicos controlados no se observó ningún aumento de la incidencia de hipersensibilidad. En muy escasas ocasiones (?1/10.000), sobre todo al inicio del tratamiento, se han descrito síntomas de tipo gripal, como fiebre, escalofríos, cefalea, dolor en extremidades, malestar y/o dolor óseo. Estas reacciones fueron de carácter leve o moderado y remitieron tras un par de horas o días. Alteraciones analíticas: ver Advertencias y Pruebas de laboratorio. Experiencia tras la comercialización: se han descrito casos aislados de aplasia eritrocitaria pura (AEP) por anticuerpos neutralizantes antieritropoyetina asociados al tratamiento con Recormon (ver Advertencias). Con la excepción de la aplasia eritrocitaria pura (AEP) por anticuerpos antieritropoyetina, la información sobre seguridad obtenida en la farmacovigilancia tras la comercialización refleja el perfil de acontecimientos adversos esperado en estas poblaciones y el perfil de reacciones adversas de la epoetina beta (ver Advertencias, Uso en poblaciones especiales y Reacciones adversas). Alteraciones analíticas:las anomalías de laboratorio registradas en la farmacovigilancia tras la comercialización reflejan la experiencia obtenida en los ensayos clínicos (ver Advertencias y Ensayos clínicos).

Indicado para el tratamiento de:

Publicidad

iVademecum © 2016 - 2019.

Políticas de Privacidad
Disponible en Google Play