BALSAN

4514 | Laboratorio PHARMA INVESTI

Descripción

Principio Activo: Clobetasol,
Acción Terapéutica: Antialérgicos tópicos

Presentación

BALSAN se presenta en un tubo con 30g de crema al 0,05% para administración tópica.

Indicaciones

BALSAN es un corticoide de muy alta potencia que está indicado en el tratamiento de corta duración de manifestaciones inflamatorias y alérgicas de la piel, caracterizadas por prurito, edema, enrojecimiento y sarpullidos como por ejemplo, eccemas recalcitrantes, líquen plano, dermatitis seborreica, lupus eritematoso discoide y psoriasis. BALSAN, por ser el más potente corticoide tópico, es de gran utilidad en el tratamiento de las dermatosis más rebeldes que no responden efectivamente al tratamiento con corticoides de menor potencia.

Dosificación

Aunque no hay evidencias clínicas de sobredosificación de clobetasol propionato después de la aplicación tópica, ante una sobredosificación voluntaria o accidental es posible que se produzca supresión reversible del eje hipotálamo-hipófisis-adrenal.

Contraindicaciones

No se recomienda administrar BALSAN en pacientes con antecedentes de hipersensibilidad a cualquiera de los componentes de la fórmula y a otros corticoides. No se recomienda el uso de BALSAN en dermatitis perioral, en rosácea, en dermatitis infecciosas (herpes, varicela, micosis o infecciones bacterianas) y en niños menores de 1 año.

Reacciones Adversas

Cuando BALSAN es usado por los períodos de tratamiento recomendados de 14 días o menos, la preparación tópica de BALSAN Crema es usualmente bien tolerada. Las reacciones adversas más frecuentemente reportadas son de tipo local e incluyen: sensación de calor, prurito e irritación de la piel. La sensación de calor o quemazón en la piel son más comunes con vehículos gel, cremas emolientes y espumas. Otras reacciones adversas reportadas en menos del 2% de los pacientes incluyen sequedad, foliculitis, hipertricosis, erupciones acneiformes, hipopigmentación, dermatitis perioral, dermatitis alérgica por contacto, maceración de la piel, infección secundaria, telangiectasias, atrofia de la piel, estrías y fisuras cutáneas. Como ocurre con todo corticoide, el uso excesivo de BALSAN puede afectar y entorpecer la cicatrización de heridas; por lo mismo, no debe ser aplicado directamente o cerca de una herida. Además, el uso prolongado podría permitir el desarrollo de tolerancia o taquifilaxia. La tolerancia es habitualmente descrita como una disminución de la respuesta vasoconstrictora al agente después de un período de días o semanas. Esto explica la disminución de la respuesta inflamatoria del corticoide con el tiempo. Para revertir o minimizar el desarrollo de taquifilaxia con BALSAN, se recomienda interrumpir el tratamiento o iniciar ciclos de aplicación programados de la siguiente manera; 2 veces al día por 2 a 3 semanas con 1 semana de descanso o ventana intermedia. Cuando se usa BALSAN en un tratamiento prolongado de 2 meses o más (por ej., en una psoriasis) y el tratamiento se discontinúa bruscamente, un síndrome de rebote dermatológico puede aparecer. Este síndrome puede incluir dermatitis exfoliativa o reacciones pustulares. Las áreas faciales, perianales o genitales podrían ser más susceptibles a este efecto.

Precauciones

No se debe utilizar por un lapso de tiempo mayor del recomendado por el médico; usar con precaución en cara o en zonas de pliegue, pues son las más delicadas y podría producirse atrofia de piel con mayor facilidad que en otras áreas; no aplicar alrededor de los ojos; en eccemas infectados, se debe utilizar el antibiótico adecuado junto con BALSAN. Si por alguna razón se requiere un uso prolongado, se recomienda controlar los niveles de cortisol plasmáticos del paciente para evitar las consecuencias de una supresión suprarrenal, ya que por su notable potencia puede causar, en algunos pacientes, supresión reversible del eje hipotálamo-hipófiso-adrenal, manifestaciones del síndrome Cushing, hiperglicemia y glucosuria; estos efectos se han observado con dosis tan bajas como 2 gramos de ungüento (0,5mg de clobetasol por gramo de ungüento) por día. La aplicación prolongada en áreas amplias y los vendajes oclusivos favorecen la absorción sistémica de los corticoides tópicos. Se recomienda no aplicar BALSAN en niños de menos de 12 años, sin vigilancia médica. Los vendajes oclusivos deben evitarse al utilizar preparados que contengan clobetasol. Se recomienda no usar BALSAN en mujeres embarazadas, a menos que el beneficio para la madre supere el riesgo potencial para el feto (el clobetasol es teratogénico en animales); en caso de hacerlo, el tratamiento debe durar poco y limitarse a áreas pequeñas de piel. El amamantamiento debe suspenderse si se decide administrar BALSAN a la mujer que amamanta.

Indicado para el tratamiento de:

Publicidad

Otros medicamentos de PHARMA INVESTI

iVademecum © 2016 - 2019.

Políticas de Privacidad
Disponible en Google Play